Política, Fake News & Big Data

facke1

En los últimos dos años, el fenómeno Fake news se ha apoderado del terreno político con la finalidad de condicionar el pensamiento social y de la clase política. Técnicas de Inteligencia artificial, business intelligence y Big Data son aplicadas con finalidades marketinianas que posicionan ideas sobre conceptos y personas, en la lucha del poder ejecutivo de los países.

Este post y el siguiente tratan de este tema conocido como “fake news” y su influencia en el entorno político y social.

Este primer post se plantea el problema y sus causas. En el siguiente se tratarán las posibles soluciones que se están desarrollando para evitar que las fake news puedan influir en la política y las personas. Pienso que en una sociedad democrática y madura es importante ofrecer información contrastada para que cada ciudadano pueda tomar sus propias decisiones basándose en aquellas conclusiones resultantes de cruzar la información del entorno con los propios intereses. A la luz de estos principios, parece que el objetivo de este tipo de publicaciones sea impedir que el ciudadano pueda llegar a tomar decisiones de acuerdo con sus propios intereses, ya sea desviándolo de éstos, ya sea distorsionando la información que le llega del entorno. Evidentemente, la intención es que los usuarios se alineen según los intereses de aquellos que publican fake news.

En primer lugar me gustaría repasar con vosotros qué son las fake news. Vemos que este concepto se traduce al español por la expresión ‘noticias falsas’. Se trata de publicaciones que tienen la intención de engañar de manera premeditada al lector para inducirlo a hacer o no hacer una determinada acción. Se basan en la desinformación, la confusión y el ruido y se dan sobretodo en aquellos medios donde cualquier usuario puede publicar contenidos: las redes sociales. El problema, en este caso, no es tanto el hecho de ser engaños, pues estos no son nada nuevo y se pueden solucionar buscando mejores fuentes de información. El problema de las fake news es la manera como se difunden en internet, es decir, el ritmo con el cual el virus se esparce por la red y los mecanismos gracias a los cuales es posible esta propagación.

facke2

Para ello es muy necesario el desarrollo de sistemas que permitan identificar el ruido, los rumores y las noticias falsas. Existen métodos de análisis de datos efectivos que permiten identificar los posts falsos en tiempo real. Estos métodos serán tratados en el post de la semana que viene. Aquí sólo quiero apuntar que Facebook ha sufrido las consecuencias de las fake news y está haciendo grandes inversiones en desarrollo de sistemas para detectarlas. Destinará 8 plantas de la torre Agbar en Barcelona a sistemas de identificación y neutralización de fake news para quitarles visibilidad.

Hay que tener en cuenta el volumen de datos de Facebook: entorno del 15% de la población del planeta usa Facebook, 1.400 millones de personas. Los millennials, generación de nacidos entre 1980 y 1996, usan esta red social para informarse sobre lo que pasa en el mundo y para publicar su opinión sobre ello. Pero, a efectos prácticos sobre la calidad de la información, este medio no contrasta la información que se publica en sus pàginas y, además, potencia la difusión de aquella información que tiene más seguidores, independientemente de su veracidad.

Antaño, antes de publicar una noticia, los medios de comunicación abrían una investigación y contrastaban el contenido para evitar la publicación de noticias incorrectas, erróneas o falsas. La reputación de los medios era básica para mantener la fidelidad del cliente y, en último término, la capacidad para atraer publicidad. Aparte, claro está, para evitar problemas con la justicia por difamación. Ahora, gracias a las redes sociales, cualquiera puede publicar una noticia sin que ésta sea corroborada y, si encaja con lo más demandado los usuarios, puede llegar a viralizarse. Ahora ya no importa tanto si aquello que se publica es real o no. Solo importan las preferencias del usuario porque éste se ha convertido en un altavoz y, por tanto, en un instrumento dentro de la cadena de difusión de los mensajes. El usuario y las relaciones que mantiene con otros usuarios son un mecanismo imprescindible para la difusión de la información y para atraer tràfico hacia determinados mensajes. El volumen de visitas importa mucho cuando hay o bien intereses publicitarios o bien intereses políticos. En el primer caso se trata de inducir a las personas a consumir un determinado producto o servicio y, en el otro, se trata de inducir a las personas a que voten o no a un determinado candidato.

Para ejemplificar esto propongo analizar un concreto caso, de los más tratados en los ultimos meses. Claro está que mi intención no confirmar la veracidad o no de estos casos, sino, tan solo exponerlos como casos de estudio en el contexto de este articulo.

Caso 1 “La victoria de Donald Trump”: Se ha dicho que el equipo del presidente de EUA, Donald Trump, se pudo servir, en las últimas elecciones americanas de 2016, de técnicas de fake news utilizando  Facebook para influir a grupos de poder rusos. La opsición americana dice que un equipo de Trump y de Facebook publicaban posts en los que se desprestigiaba a Hillary Clinton directamente mediante mentiras. Después contrataban a empresas de análisis de datos americanas para medir los resultados de dichas acciones, de la misma manera como se monitorizan y miden las acciones de marketing. Durante esta campaña, dicen los expertos, los usuarios creían que los posts eran ciertos y los compartían en sus muros, con lo cual contribuían a su difusión de la manera más inocente. El supuesto resultado de estas acciones podrían haber sido favorables para el actual presidente. Ha sido tal la polémica de este caso, que incluso Daniel Estulin, ex-agente de contra-espionaje ruso e investigador periodístico, ofrece una teoría que va mucho más allá. En su último libro, La trastienda de Trump, dice que este montaje ha sido atribuido erróneamente al Kremlin. Publica Estulin, que supuestamente, los autores de la trama Trump han sido posiblemente grupos poderosos rusos que nada tienen que ver con el Kremlin. És más, estos grupos, según Estulin, podrían estar directamente perseguidos por el presidente Putin porqué forman parte de la misma organización internacional que apoya Trump. Pero esto no viene publicado por ningún medio de comunicación ni en las redes sociales. En cambio, en EUA, muchos prefieren difundir la noticia supuestamente falsa de que el Kremlin está involucrado en todo esto porque podría estar interesado en mantener un supuesto conflicto con Rusia y porque no querrían reconocer que han perdido las elecciones porque, supuestamente los servicios de inteligencia no habrían podido evitar la supuesta intromisión rusa.

trump

Este ejemplo de contraposición de noticias pone de manifiesto el hecho que, en la era de la infoxicación, en realidad estamos más desinformados y confundidos. La difusión premeditada y planificada de noticias falsas, pero con apariencia de noticias reales, funciona debido al hecho que la verdad siempre depende del contexto de la información. Como consecuencia de ello tiene lugar la desvalorización y la descalificación de la verdad como valor en sí y punto de referencia para generar opinión y tomar decisiones, con lo cual  nos insensibilizamos ante todo tipo de noticias y nos anula como ciudadanos.

Ante este problema solo caben dos soluciones complementarias: ayudar a las personas a potenciar el espíritu crítico y desarrollar sistemas de información más eficaces que puedan impedir la propagación de las fake news por internet y contaminen la recepción de las noticias veraces. El uso de métodos de análisis de datos van en  la dirección de la segunda medida, pues la primera depende de la calidad de la educación en nuestra sociedad y el desarrollo de la conciencia de cada uno. Existen métodos que permiten la detección de algunas características de las noticias falsas con márgenes de error muy bajos y, por tanto, es posible prevenirnos de este virus. Pero esto será tratado en el post siguiente.

Però ¿Qué técnicas se utilizan para que una estrategia de Fake News tenga éxito? ¿Que papel juegan la inteligencia artificial y el Big data?

En el próximo capitulo trataremos este tema a fondo.

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s